---
A+ A A-

Clínica de la Litiasis

No nos extenderemos en la descripción de la clínica de la litiasis aguda. Basta referir que está presidida por estos síntomas fundamentales:

  • DOLOR, DE LOCALIZACIÓN TÍPICA, CONTÍNUO Y MOLESTO.
    Dicen que es el mayor dolor orgánico. El cálculo presiona la orina y se clava más. Es un dolor reflejo.
  • MANIFESTACIONES CÓLICAS REFLEJAS. Estado nauseoso, paralización intestinal, anuria o poliquiuria.
  • HEMATURIA de origen mecánico.
    Las aristas y picos cristalinos cortan la mucosa y sangra.

El DIAGNÓSTICO no suele ofrecer excesivas complicaciones.

Conviene, en primer lugar, conocer el tamaño y situación de la formación del cálculo, mediante exploración, radiológica o ecográfica, así como la existencia de malformaciones renales.

La analítica orientada sobre la naturaleza del cálculo y su origen. Así mismo es necesaria para conocer la función renal (urea, creatinina, albúmina, pH) y la comprobación de la infección ocurrente.

El PRONÓSTICO depende del tamaño y número de cálculos, la uni o bilateralidad, situación y movilidad, estado del riñón afectado y presencia de infección urinaria. En la mayoría de los casos es benigno, aunque puede ser grave si la función renal está deteriorada (hidronefrosis).

Entre las COMPLICACIONES más significativas, se encuentran:

  • Hidronefrosis.
  • Anuria obstructiva (bilateral).
  • Rotura renal o uretral.
  • Absceso perinefrítico.
  • Pielonefrosis.


Se puede decir que la complicación más común es la infección, que acompaña al 50% de los casos de litiasis renal.

 

Powered by masqueseo.es